Taza conejo asesino

13,00

Taza inspirada en el conejo asesino de la película de los Monty Python “El rey Arturo y los caballeros de la mesa cuadrada”.

Taza blanca con impresión por sublimación. Puedes consultar los detalles de la taza en el apartado de preguntas frecuentes en la pregunta ¿Qué tipo de taza utilizamos?

SKU: t-conejo-asesino Categoría:

Descripción

La taza Conejo Asesino está inspirada en el Conejo Asesino de la película de los Monty Python “El rey Arturo y los Caballeros de la Mesa Cuadrada”. En su camino en busca del Santo Grial, el Rey Arturo y sus caballeros tienen que pasar por la Cueva de Caerbannog para luchar contra la Bestia Negra Legendaria de Aaaaggghhhh. Pero la Cueva está protegida por un monstruoso defensor, un ser cruel y despiadado. Tim el Hechicero les lleva hasta la Cueva y les advierte de lo peligroso que es el temible monstruo. Una vez han llegado a la entrada, aparece el cruel guardián, resultando ser un tierno conejo blanco. A pesar de la insistencia de Tim avisándoles “Es el roedor más cruel, maligno y temible que jamás ha existido”, el Rey Arturo envía a Sir Boris para acabar con él, pero en ese momento el Conejo Asesino se lanza sobre su cuello y le arranca la cabeza de un mordisco. Ahora sí, asustados, los caballeros atacan todos juntos, pero entre grandes saltos y mordiscos, el Conejo Asesino mata a Sir Gawain y Sir Héctor, llamando Arturo a la retirada. Solo son capaces de acabar con él y seguir con su búsqueda del Santo Grial lanzándole la Sagrada Granada de Mano de Antioquía.

En la parte contrapuesta al asa de la taza aparece el texto con la descripción que hace Tim el Hechicero del Conejo Asesino en la versión original inglesa:

That’s the most foul, cruel, and bad-tempered rodent you ever set eyes on!

Bajorrelieve de la Catedral de Notre Dame de París

Bajorrelieve de Notre Dame de París con un caballero huyendo de un conejo

La historia del Conejo Asesino puede venir de una representación en bajorrelieve que hay en la puerta principal de la Catedral de Notre Dame de París, en la que un caballero huye como un cobarde de un conejo (o liebre) dejando caer su espada

Como anécdota, en la película el conejo fue “interpretado” por un conejo real y uno de peluche para las “escenas de lucha”. El equipo de Monty Python utilizó tal cantidad de sangre a la hora de rodar esta escena, que el conejo acabó tan lleno de sangre que su dueña se enfadó con ellos.

Información adicional

Peso0.49 kg